¿Porque son importantes las historias en los niños?

Escrito por juegos220 18-12-2017 en historias. Comentarios (0)

Las historias juegan un papel vital en el crecimiento y desarrollo de los niños. Los libros que leen y los personajes que conocen pueden convertirse en amigos. También es bueno para los niños comprender que los libros son una fuente útil de información y que las buenas habilidades de lectura son importantes para el éxito en sus vidas futuras. La lectura también ayuda a los niños con sus niveles de confianza, a sobrellevar los sentimientos, el lenguaje y el aprendizaje.

Niveles de confianza

Los niños que saben leer bien son más propensos a tener niveles de confianza más altos. Esto les beneficiará en la escuela ya que se sentirán capaces de participar plenamente en las actividades. Otra parte del fomento de la confianza y la autoestima es saber dónde encajas en el mundo. Las historias pueden ayudar en este proceso mostrando a los niños cómo es la vida de las personas en el lugar donde viven y en otras partes del mundo.

Lenguaje y aprendizaje

Las historias son una gran manera de introducir nuevas palabras e ideas en el lenguaje de un niño - empezando con libros ilustrados para los más jóvenes, trabajando hasta novelas más complejas para los adolescentes. Las historias pueden ayudar a los niños a aprender conceptos como la forma, el tamaño, el espacio y el color, arriba y abajo, dentro y fuera, los números y los nombres de los objetos. También pueden enseñar a los niños sobre las tareas diarias, como cepillarse los dientes, cuidar de los animales, limpiar y ordenar y preparar alimentos.

Las historias también son útiles para enseñar ideas más complejas, como la importancia de compartir, el paso del tiempo, la compasión por los demás. Pueden ser útiles al tratar de explicar eventos traumáticos, como rupturas familiares y duelo.

La ficción basada en la vida real también puede ayudar a los niños con su propia experiencia de vida: les muestra cuán diverso es el mundo y que las vidas de algunas personas son muy diferentes a las suyas.

Y lo bueno de aprender a través de las historias es que el proceso se hace de manera natural. No hay ninguna enseñanza real involucrada en absoluto, ellos aprenden simplemente leyendo la historia.

Relajación 

Leer cuentos  cortos puede ser útil para la relajación, por ejemplo antes de acostarse. Permiten a los niños olvidar las tensiones y tensiones del día y disfrutar de la fantasía durante un tiempo. La familiaridad tranquilizadora de una historia muy querida, la rima y la repetición en un libro ilustrado, además de la sensación de seguridad que el tiempo pasado leyendo juntos puede fomentar, todo ayuda al niño a relajarse.

Desarrollo de la imaginación

Las historias ayudan a desarrollar la imaginación de un niño introduciendo nuevas ideas en su mundo: ideas sobre mundos fantásticos, otros planetas, diferentes momentos del tiempo y personajes inventados. Alentará a los niños a darse cuenta de que pueden y deben imaginar todo lo que quieran. La belleza de las historias es que pueden ser súper realistas o increíblemente fantásticas. Pueden estar leyendo sobre niños que crecen exactamente en la misma situación que ellos un minuto y sobre otra especie, marcianos de vacaciones en Júpiter por ejemplo, el siguiente.

Cómo sobrellevar los sentimientos

Cuando los niños leen cuentos que contienen sentimientos, pueden ayudarles a entender y aceptar sus propios sentimientos. Les ayuda a comprender que hay otros niños que sienten lo mismo y no están solos. Esto ayuda al niño a comprender que los sentimientos son normales y deben expresarse. Ver sus respuestas a los sentimientos de los personajes en las historias le dará una idea de cómo se siente un niño sobre ciertas situaciones y emociones. Por ejemplo, la manera en que el niño responde al personaje de la historia sintiéndose triste o asustado le dará una idea de cómo piensa el niño.

Como puede ver, las historias de los niños son importantes por varias razones y forman una parte vital del proceso de crecimiento. Ser parte de ese proceso puede traer a los escritores una sensación de satisfacción, así como ser muy divertido.